06 junio 2006

La globalización es así ¿o no?

A France Telecom-Amena no le basta la explotación de los teleoperadores de telemarketing subcontratados en España que cobramos 3 veces menos que un trabajador contratado directamente y en unas condiciones de “flexibilidad” y acoso laboral extremas. Quiere trabajadores esclavos por 350 € mensuales.


France Telecom-Amena quiere que las llamadas de sus 10,5 millones de clientes españoles sean atendidas a miles de kilómetros por trabajadores chilenos y argentinos. Quieren los consumidores del primer mundo pero los trabajadores del tercero. Una cadena de explotación sin fronteras en la que los trabajadores nos asignan el papel de mercancías de uso.


Parece que hay que movilizarse un poco para que te hagan un poco de caso

4 comentarios:

toxcatl dijo...

Recuerda que, en muchas ocasiones, cuando se llama para cosas de Telefonica nos atiende una joven o un joven que trabajan en Marruecos... (otros trabajadores baratisimos)

telemarkado dijo...

Cómo ha cambiado el cuento con la llegada de France Telecom!!!
Cuando Amena pertenecía al grupo Auna, no admitían NI UN SOLO operador sudamericano...

Anónimo dijo...

Trabajadores del sector de telemarketing en A Coruña se han concentrado esta mañana en la plaza de María Pita.

El desarrollo de la cacerolada, a la que asistieron 150 personas, terminó con una entrevista con el Alcalde de A Coruña que se comprometió a mediar e influir en el conflicto.

Los trabajadores del telemarketing de A Coruña acudieron esta mañana a las 12 a la convocatoria “En contra de la deslocalización de las empresas de telemarketing y por la protección de los datos de sus clientes" llevando a cabo una cacerolada en protesta por la deslocalización del sector. A las 13:10, el Alcalde de A Coruña se dirigió en persona a informarse y hablar con los trabajadores.

Bajo ninguna bandera sindical, aunque con el apoyo de algunas organizaciones y la presencia de trabajadores de Navantia, más de 150 trabajadores del sector de telemarketing de A Coruña denunciaron la situación actual por la que atraviesan.

Denuncian que la deslocalización se ha cebado en el sector del telemarketing, donde todas las operadoras deslocalizan sus servicios de Atención al Cliente a países con mercados laborales menos regulados y costes salariales mucho más bajos. La última ha sido Jazztel, que da por finalizada la obra contratada con los call center coruñeses Teleperformance y Stream, lo que significa el “despido” de 700 trabajadores sólo en A Coruña, además de los que se producirán en otras plataformas como AGM, Emergia y Teleperformance en Madrid. La situación fue comparada por el Alcalde con lo vivido recientemente en Mafecco, A Coruña.

Situación similar atraviesan los trabajadores de Atento en A Coruña, que ya habían empezado las movilizaciones y paros en días anteriores. Esta empresa, que trabaja para Telefónica, ha despedido recientemente 400 trabajadores del servicio 1004 en Barcelona, además de varios cientos en otras plataformas españolas. El servicio se destina a otros países como Marruecos y/o Perú.

Las recolocaciones son duras para los call center, debido a su capacidad de absorción. Algunos trabajadores denuncian que se le da prioridad a trabajadores externos, para evitar la acumulación de antigüedad.

La amenaza se cierne así sobre todo el sector de telemarketing, además de sobre sus clientes, ya que sus datos recaen en países donde la protección de datos es más vulnerable. Tampoco hay que olvidar que las infraestructuras en las que trabajan las operadoras telefónicas (los propios cables) son públicas, hechas con dinero de los contribuyentes y sin embargo el empleo relacionado se deslocaliza.

Así las consignas coreadas esta mañana reflejan la situación y el sentir de los trabajadores:


1004 informa: todos al paro
A ver si te enteras, Coruña está en Guerra
Manos arriba, se llevan mi trabajo.
La solución, no es la emigración.
No estamos todos, faltan 600

Sin nuestro trabajo, se airean tus datos
Equipo Jazztel y ahora qué?

Los organizadores de la concentración y los trabajadores de Navantia animaron a sus compañeros a seguir luchando, a participar más directamente en todas las acciones e invitaron a todas las organizaciones interesadas, clientes y demás trabajadores deslocalizados a unirse a ellos.

Al final de la concentración el Alcalde de A Coruña, Javier Losada se interesó por los motivos de la concentración, y preguntó a los trabajadores cuales eran las implicaciones de la deslocalización del telemarketing en A Coruña. Así, el Alcalde se ha comprometido no sólo a estudiar y seguir de cerca la situación, todo lo que esté en sus manos, sino también a hablar con los interlocutores pertinentes: Telefónica, Jazztel, y los call center implicados. Los trabajadores agradecieron su intervención con un aplauso de confianza en el apoyo prometido por el Alcalde.

La convocatoria sigue en pie para el sábado que viene, a las 12 del medio día en Maria Pita, esta vez con pitos y maletas, símbolo de la deslocalización y de la solución a la gallega: la emigración.

Y sugerencia para soporte: pruebas de navegación en http://www.informese.tk

Anónimo dijo...

querido mío:
aqui en argentina nos pagan casi 1€ impuestos descontados por hora trabajada en un callcenter para una empresa de móviles en españa.
o sea, yo trabajo 30 horas por semana (6hrs x día) con 15 mn de descanso cada 2 horas nada más.

no quiero imaginarme, para mi tranquilidad mental, cuánto le paga VF a nuestro callcenter por hora.